ALDEA BONITA

Esta Obra ha sido seleccionada para representar a la Argentina en la Bienal de Arquitectura de Quito 2008.

La arquitectura de Aldea Bonita, refleja la búsqueda de un equilibrio y juego del lenguaje, mediante una combinación entre el tratamiento artesanal de la madera y la piedra, culturalmente arraigada en la zona. Con una mixtura de vacios y llenos, muros verticales de piedra, grandes ventanales en tres niveles y techos vidriados que desmaterializan sectores como el de la escalera principal.
En definitiva, una búsqueda dinámica y creativa que el estudio encara en cada nueva obra para lograr ofrecer, a su vez, una arquitectura moderna y funcional. 
Un Puente entre el pasado y el presente.
Y por sobre todo el respeto y la armonia con el paisaje, arraigada a la topografía del terreno, que hace de la obra una arquitectura nacida de la tierra misma.
Él proyecto y la obra que aquí presentamos, se llevó a cabo en un lote ubicado en Puerto Manzano sobre la ruta 40 (ex ruta 231), cuya superficie es de solo 2.500 m2.
El lote se encuentra rodeado de un frondoso bosque, pero no presentaba vistas más allá de la arboleda circundante.
De allí surje la propuesta de lograr un diseño con un entorno propio, que respetara y rescatara a su vez la tropografía existente. Recreando la existencia de un viejo arroyo que atravesaba inicialmente parte del terreno y que le confiere un pintorezco ambiente natural a la obra.
 Implantamos así el proyecto,  tomando la diagonal del lote, logrando una mayor extensión de la misma. Aprovechando así las ondonadas existentes, para ubicar zonas de subsuelo, donde desarrollamos el Spa, piscina y servicios.
La piscina nace desde el interior, abrièndose hacia el parque y desbordando en cascada hacia lo que era el viejo arroyo. En un efecto de movimiento y sonido del agua, que acompaña el entorno natural.
La hostería cuenta con 12 habitaciones de muy buen nivel, todas con vista al bosque y al parque circundante.
Estar, Play-room y comedor que se abren al exterior mediante el diseño de decks en distintos niveles que cuelgan desde el edificio mismo. La planta se completa con la cocina, vivienda administrador y servicios. Por debajo de éstas se desarrolla la Piscina in-out, gimnasio, sauna y rélax.
Totalizando 900 m2 cubiertos.